Durante cuatro años (2000–2004), el Equipo Peonza dirigió un Taller de Ilustración que, organizado por la Fundación Marcelino Botín, se celebró en su sede de Villa Iris en Santander. La idea de emprender esta actividad partió de la necesidad de acercar a los jóvenes de Cantabria, especialmente a los interesados en las artes plásticas, la historia, las técnicas y las figuras más destacadas de esta manifestación expresiva que ha alcanzado un desarrollo artístico y social tan importante en los últimos tiempos.


Cada curso, un grupo de unos veinticinco alumnos asistió a lo largo de cinco meses a dos sesiones teóricas y prácticas semanales (viernes y sábados), de tres horas cada una, en las que convivían con un ilustrador, conocían su obra y llevaban a cabo una propuesta didáctica de trabajo. Experimentaban con diversas técnicas y materiales y realizaban ilustraciones sobre todo tipo de textos.


A juicio de los alumnos y de los organizadores los resultados fueron excelentes. Nosotros disfrutamos del entusiasmo de los jóvenes participantes y de la entrega de los autores y especialistas que nos visitaron. Para todos fue una experiencia inolvidable.

 


Suscripción # Contacta    Facebook    Twitter   Librerías